Facebook Twitter Google +1     Admin

La sicología..."Vale la pena"

Bárbara Fortes

Un pasaje que aparece publicado en el libro Reflexiones de la Vida, referido a una pequeña rosa  golpeada y encorvada por las grandes gotas de agua, que constantemente la azotaban y a pesar de esto no se rompía, sino que soportaba con increíble resistencia el embate de la lluvia  y cada uno de sus golpes, es una invitación  al análisis de cómo el hombre tiene que luchar ante las adversidades que surgen inesperadamente.

Al leerlo me hizo  pensar en lo seres humanos y para ayudar a las personas que lo necesitan está la orientación, la palabra precisa, de un psicólogo.

Con muchos años de experiencia, graduada en 1982 como Licenciada en Psicología, en la Universidad Central de Las Villas, Libertad Quiñones Morales.

¿Cómo puede definir a un profesional  de esta rama?

Es un profesional que ayuda a elevar la autoestima del paciente que acude en busca de apoyo emocional y la necesidad que tiene de que comprendan su problema, el agente estresante devenido en muchas ocasiones en estados depresivos. La persona como ser social tiene que sentirse motivada para poder  ayudar al desarrollo de la sociedad, con aspiraciones y  metas, en cualquier rol que desempeñe, ya sea una industria, una escuela, u otro lugar.

¿Recuerda su bregar por los caminos de la psiquis del hombre?

Me inicio vinculada al MININT,  como psicólogo asistencial de oficiales, y familiares, reeducadores  y  exreclusos.

En esta etapa de mi vida en que atendí a menores en Sagua y también Quemado de Guines,  con trastornos de conducta y  problemas sociales  sentía que cada niño que rescataba e insertaba a la sociedad era parte de mi vida que se recuperaba.

Hoy día, cuando me reencuentro con alguno de esos niños, jóvenes ya, trabajadores, en fin como entes útiles de la sociedad no puedo dejar de experimentar una gran emoción.

Pero, luego recorre otros caminos de la psicología.

Si, un tiempo después  ya vinculada a la esfera propiamente de la Salud, atendió a zonas rurales en las que encontró afecto y cariño. En los consultorios  de zona rural en la zona de Caguagua, Chinchila, donde pasé los días mejores de su vida, llegábamos en lo que pudiéramos pero las comunidades la acogían con mucha alegría.

¿Alguna arista de la psicología por la que sienta mayor preferencia?

 Cada sector tiene su encanto desde cada punto estás ayudando a los seres humanos, que necesitan que los escuches y  orientes.

Resulta indispensable la superación profesional para un psicólogo?

Indudablemente hay que estar estudiando, revisando bibliografía, ser docente también te ayuda a mantenerte en constante autopreparación en todo momento. Y tuve el sano orgullo de  participar en el Primer Congreso Nacional de Sicología, en  simposios nacionales y provinciales, talleres, maestría  en constante superación personal e individual.

Actualmente se  habla de madres solteras, ¿a su entender influye  de forma positiva o negativa en el ser humano?

Soy del criterio que la familia es insustituible por eso respeto opiniones. La familia como célula fundamental de la sociedad  es la que guía, en su seno se forman los primeros rasgos del carácter de un ser humano por lo que  considero un ente esencial en la estabilidad emocional del individuo.  

Por estos días está inmersa también en un proyecto relacionado con la Sexualidad, auspiciado por la Organización Panamericana de la Salud, (OPS).En torno a lo relativo a la Sexualidad, requiere de un análisis  profundo por la trascendencia que tiene en los adolescentes y jóvenes. En este sentido el acercamiento a este grupo etáreo es muy importante a través de  charlas, terapias grupales y otras.

 A pesar de estar relacionada con otras tareas de dirección, no se ha apartado de la parte asistencial y docente. Imparte clases, los estudiantes de la carrera de Medicina como la de  Psicología.

¿Existe algún motivo  especial?

Es la razón de ser de nuestra profesión y  me siento muy realizada. A veces dejamos de ser nosotros para ser de los demás, pero aun así nos ayuda a sentirnos feliz.

 Entonces ¿qué  criterio refiere a la profesión de Psicólogo?

El que elija esta profesión no debe verla como una forma de ser retribuido sino que la ame, porque hay que dedicarle mucho tiempo para tener éxito en el orden espiritual

 Al hombre hay que verlo como un ser biosico social, en las condiciones que vive por eso quiero retomar el nombre del programa del profesor Manuel Calviño, “vale la pena”, es cierto, vivir  por y para la psicología y tener la posibilidad de ser amigo, orientador de aquellos que afrontan situaciones difíciles de la vida. Para eso estamos.

 Al preguntarle si no se arrepiente de haber elegido esta carrera responde con firmeza: Seguiría el mismo camino  recorrido. 

Como dijera nuestro Apóstol, José Martí, mientras haya  un bien que hacer, un derecho que defender, un libro sano que leer, un rincón de monte , una mujer buena, un verdadero amigo, tendrá vigor el corazón  sensible para amar y loar lo bello la vida.

Por ese mundo de colores y tratando de dibujar la esperanza andan nuestros sicologos.

 

14/04/2012 06:59 amientender Enlace permanente. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris