Facebook Twitter Google +1     Admin

Por el florecer de la vida

20111203124159-neonatologa.png



Entrevista con la Especialista de Primer grado en Neonatología Consuelo Leonor Monteagudo Ruiz, a propósito del Día de la Medicina Latinoamericana.

“Me apasiona mi profesión, que me ayuda a vivir, saber que de mí depende la vida de los pequeños, es una gran responsabilidad, y a la vez me siento dichosa”.

La doctora Consuelo  Leonor  Monteagudo Ruiz, especialista  de primer grado  de Neonatología, labora en la sala de esta  rama de la medicina  en el Hospital Docente Mártires del 9 de abril de Sagua la Grande.

-¿Cómo está integrado el servicio de neonatología?

 Está compuesto por un personal calificado y con experiencia en el tratamiento con los neonatos; enfermeros y  otra especialista. Las guardias  médicas se realizan    en dos turnos, el primero a partir de las 7 am a  4 de la tarde. El segundo, desde esa hora, hasta las 7 de la mañana.

-Los pacientes de los neonatólogos son los seres humanos recién nacidos. ¿Qué período abarca su atención?

Son nuestros pacientes desde el momento del nacimiento hasta los 28 días  de vida, porque están enfermos o requieren de un cuidado especial, debido a que son prematuros, sufren malformaciones o tienen bajo peso al nacer. Después de este período, se les considera como lactantes y los atienden específicamente los pedíatras.

-¿Cuándo se considera a un bebé prematuro?

 Antes de las 37 semanas se le considera  prematuro, con bajo peso al nacer, los que solo pesa manos de 2 500 gramos. La atención intensiva para el recién nacido prematuro   es esencial. Cuando la balanza marca menos de 1 800 gramos  se remite a la sala de cuidados especiales de la capital provincial  con una vigilancia  estrecha en la sala de cuidados intensivos  especialmente de  los problemas respiratorios.

-Acerca de la alimentación de un recién nacido. ¿Qué recomienda como especialista ?

La lactancia materna  exclusiva es sin dudas,el mejor alimento, viene a ser la primera vacuna que se le suministra al recién nacido.

-Al nacer el bebé con menos de las  34 semanas. ¿Cómo logran alimentarlo?

Cuando nacen por debajo de 34 semanas, no tiene reflejos de succión, no pueden mamar y entonces se recurre a la alimentación perenteral o  vía intravenosa.

Estos casos se remiten a la sala provincial  de cuidados intensivos de Neonatología, para colocarlos en las incubadoras que  regulan la temperatura de su cuerpo,  y  acoplarlos a ventiladores  que suplen la función del pulmón, que se altera con mucha frecuencia, debido a las características de los neonatos, y suelen presentar problemas respiratorios, también se  velan los signos vitales constantemente

¿Qué consejos puede ofrecerle a los padres de los recién nacidos?

En primer lugar, nunca deberán acostar  al bebé en la cama, para evitar un accidente. Es una orientación que se le transmite a la madre y posteriormente a la familia.

 ‘Esta profesión conlleva un añadido de ternura, una dosis de sensibilidad humana extra, quien no piense así, no puede ejercerla, afirma categórica la especialista Monteagudo Ruiz.

Algo acerca de la Neonatología

 La neonatología (palabra proviene del griego, néo-, "nuevo"; del  latín natus, "nacido" y del griego -λογία, -logía, "estudio" o "conocimiento").Es una rama de la  pediatría al diagnóstico y tratamiento de las enfermedades del ser humano durante los primeros 28 días de vida.

La neonatología es una de las ramas de la medicina más significativas ya que se dedica al cuidado y protección de los niños recién nacidos. Se considera que el tiempo desde el nacimiento hasta los primeros meses es sumamente importante para el desarrollo adecuado de un niño, por lo cual todos los tratamientos y cuidados necesarios para que esa persona lleve adelante una vida plena deben ser aplicados de manera inmediata y segura.

Se relaciona con la pediatría, pues quienes  la ejercen son, en definitiva, médicos pediatras especializados en afecciones típicas de los niños recién nacidos. 

 Apuntes históricos

Las tasas de mortalidad infantil eran bastante altas en la antigüedad, hasta finales del 1800, cuando el Dr. Joseph B. De Lee estableció la primera estación de incubación de neonatos prematuros en Chicago, Illinois.

 En 1907, Pierre Budín relacionó la alta mortalidad de los recién nacidos prematuros con su baja capacidad de regular su temperatura corporal, lo que impulsó el desarrollo y la utilización de incubadoras en 1952, la Dra. Virginia Apgar escribió el test de Apgar utilizado hasta la fecha para evaluar la condición del recién nacido.

 Hoy en día esta especialidad es cada vez más importante, dado que más del 50% de la Mortalidad Infantil corresponde a los menores de 28 días en los paises desarrollados o en vía de serlo.

 El programa materno infantil es prioridad uno, en Cuba;a pesar de la situación financiera,no se limitan recursos y esfuerzos porque cada día descienda la tasa de mortalidad  por cada  mil nacidos vivos,comparable  solo con países desarrollados.

 La provincia de Villa Clara es abanderada de este programa de salud , hasta la fecha es la que presenta el mejor resultado en la isla.

Ls neonatólogos desempeñan un rol esencial en los  favorables indicadores  obtenidos durante años.En sus manos  están esas pequeñas criaturas que necesitan no solo el calor de las incubadoras, sino ese que emana de su ser, para que florezcan  los retoños de la vida.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

03/12/2011 06:41 amientender Enlace permanente. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

amientender

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris